PROVINCIA / Vidal consiguió los votos y se aprobó el Presupuesto 2019

Tras una extensa sesión en el congreso bonaerense se sancionó el Presupuesto 2019, primero en la Cámara de Senadores y posteriormente en Diputados. Los votos favorables para su aprobación son los oficialistas y con un acompañamiento del Frente Renovador, el bloque de Unidad Ciudadana lo rechazó. Se aprobó, además, la posibilidad de endeudamiento hasta 68.500 millones de pesos. 

La Ley de Presupuesto para 2019 que presentó el Ejecutivo contempla gastos por 929.000 millones de pesos y busca priorizar la obra pública, el fortalecimiento de la inversión social y mejoras en materia de seguridad. La Ley Impositiva, en tanto, contempla un aumento de 38% para el impuesto inmobiliario, sea urbano o rural, que aumenta por segunda vez consecutiva. También crea dos nuevos impuestos al juego, uno para el juego online que hoy no tributa, y otro al premio que se tomará de las máquinas tragamonedas y será de un 2%.

En el trámite legislativo, primero fue el turno del Senado donde en votación nominal, los votos del bloque de Cambiemos, el Frente Renovador y de parte del peronismo fueron suficientes para aprobar la ley de endeudamiento que requería de los dos tercios de las voluntades presentes. El tablero terminó con 33 votos a favor y 13 en contra.

La otra votación, la del Presupuesto General propiamente dicho contó con el voto positivo de los 29 miembros de Cambiemos y la oposición compacta del resto de las bancadas: fue 29 a 17. Por último, la ley Impositiva fue acompañada por Cambiemos y el FR y contó con el rechazo del PJ-UyR y UC-FpV.

Luego fue el turno final de la Cámara baja, donde existen una mayor cantidad de bancadas. Allí Cambiemos con sus 44 integrantes tuvo la base de las diferentes mayorías alcanzadas. En contra estuvieron los 22 miembros de la bancada de Unidad Ciudadana.

El proyecto de presupuesto 2019 contempla gastos por 929.000 millones de pesos, un pedido de endeudamiento de 68.000 millones de pesos y de emisión de letras por parte del Tesoro del orden de los 8.000 millones de pesos.

El punto más rechazado por los intendentes y los legisladores peronistas estaba centrado en el traslado de subsidios de la gobernación a los municipios. Son entre trece y catorce mil millones de pesos que la gobernadora María Eugenia Vidal pretendía que salieran de las arcas municipales.

Finalmente, el Presupuesto 2019 prevé la transferencia de gastos a la provincia por parte de la nación y, al mismo tiempo, dispone una transferencia de la provincia del orden de los 12.984 millones de pesos a los municipios en distintos conceptos.

Durante el debate que culminó a las 6 de la madrugada, el presidente del bloque Cambiemos de la Cámara baja, Maximiliano Abad, remarcó la importancia de la sanción del Presupuesto – que obtuvo 29 votos a favor y 17 en contra – porque “sencillamente es la herramienta para que el Ejecutivo pueda gobernar”.

Asimismo, destacó “el impulso de la obra pública, el fortalecimiento de la inversión social y la lucha contra la inseguridad”, y citó que “7 de cada 10 pesos en este presupuesto están destinados a políticas de mejoras en desarrollo social, educación, salud, seguridad, jubilaciones y pensiones”. El también oficialista Marcelo Daletto dijo que “una de las características tanto de este Presupuesto como de los tres ya ejecutados por esta gestión es que tienen coherencia”, ya que “en todos vemos una reducción de impuestos; se mantiene el aumento del gasto en inversión social e infraestructura; y crecen las cuentas de la provincia hacia un equilibrio fiscal cada vez mayor”.

Contrariamente, Walter Abarca, del bloque Unidad Ciudadana-FPV-PJ, planteó que “no tenemos motivos para acompañar ni el presupuesto, ni este endeudamiento, ni esa ley fiscal impositiva”. En tanto, Valeria Arata, del Frente Renovador, expresó: “Vamos a darle a la gobernadora las herramientas que necesita y por eso vamos a acompañar la Ley Fiscal y el endeudamiento, pero no el Presupuesto”.

Luego de que las sesiones en ambas Cámaras fueran convocadas a las 14 y a las 15 de ayer, rozando la medianoche los diputados se disponían a esperar el giro del Senado del paquete de leyes para la gestión 2019 de María Eugenia Vidal, aunque en un marco mucho más tenso, dado que en la Cámara baja la relación de fuerzas es mucho más adversa.

Allí la falta de votos propios obligaba a Cambiemos a negociar hasta última hora para obtener el acompañamiento de los dos tercios de los presentes para sancionar una autorización de endeudamiento de 68.000 millones de pesos, sumado a la emisión de títulos.

Anoche el Frente Renovador y el bloque que representa a los intendentes del PJ junto al Frente Amplio Justicialista se encaminaban a autorizar el pedido de empréstito, mientras que Unidad Ciudadana lo rechazaba, argumentando el volumen del monto a solicitar por el gobierno. Así, finalmente ya entrada la madrugada se aprobó el Presupuesto.

Para avanzar en ese acuerdo, el equipo técnico del ministerio de Economía se trasladó al Senado para redactar junto a los legisladores una norma aparte del Presupuesto que establezca ese endeudamiento.

Es que ni el massismo ni el bloque del PJ ni Unidad Ciudadana se mostraban a favor de avalar esa norma.

SE PRORROGÓ LA EMERGENCIA EN SEGURIDAD Y SALUD PENITENCIARIA

Por otro lado, la Cámara de Diputados bonaerense sancionó esta madrugada la prórroga por un año de la emergencia que rige en la Provincia en materia de seguridad y de salud penitenciaria, solicitada por el Poder Ejecutivo. La normativa establece redefinir la estructura, misiones, competencias, funciones y acciones de las Policías y del Sistema Penitenciario de la Provincia de Buenos Aires, “creando, modificando, extinguiendo o suprimiendo total o parcialmente su organización, dirección y funciones, asignando o reasignando elementos, jerarquías, roles, competencias y distribución territorial en los términos que se determinen y a fin de dotarla de la eficiencia debida para atender correctamente sus objetivos y prestaciones fundamentales”.

También se busca optimizar los recursos humanos, tecnológicos y materiales, así como la adecuada prestación del servicio en cada área, a fin de garantizar las mejores acciones preventivas, operativas y resocializadoras.

Además de garantizar derechos, condiciones, elementos de trabajo y hábitat laboral del personal policial y penitenciario de la Provincia de Buenos Aires a los fines que puedan cumplir y desarrollar correctamente el servicio a su cargo.
El 15 de diciembre del año pasado, la Legislatura había prorrogado por un año esa misma emergencia.

FUENTE DIARIO EL DIA (LA PLATA)

Escribe tu Comentario